dejaron sin efecto la orden de detención de la vecina


La camioneta con la que se habran distribuido los afiches difamatorios impresos en la imprenta Viagraphic de Lans
La camioneta con la que se habrían distribuido los afiches difamatorios impresos en la imprenta Viagraphic, de Lanús.

El juez nacional Manuel De Campos dejó el jueves sin efecto la orden de detención de la vecina del barrio porteño de Recoleta investigada como presunta responsable del pago por la impresión y pegatina de afiches difamatorios hacia la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, informaron fuentes judiciales.

«En función de que la imputada concurrió al Tribunal a ponerse a derecho, designó abogado defensor, quien aceptó el cargo, constituyó domicilio y aportó los elementos de interés para la investigación (…), déjese sin efecto la orden de detención librada en el marco de estos actuados», dispuso el magistrado según surge del fallo al que accedió Télam.

La mujer investigada por los afiches se llama Nidia Lilian Melhem, tiene 61 años y se presentó ante el juzgado como una jubilada, monotributista y sostén de familia.

La decisión del juez de dejar sin efecto la orden de detención se dio después de que el abogado de Melhem, Matías Cúneo Libarona, se presentara ante el tribunal para aportar el teléfono celular personal de la imputada y su computadora portátil para que pudieran ser sometidos a peritajes en el marco de la investigación.

Antes, además, se había materializado el allanamiento de la casa de la imputada, en Billinghurst al 2100 de la ciudad de Buenos Aires, procedimiento que su abogado facilitó a través de la entrega de las llaves del domicilio, según indicaron fuentes del caso.

Se haba materializado el allanamiento de la casa de la imputada en Recoleta procedimiento que su abogado facilit a travs de la entrega de las llaves del domicilio
Se había materializado el allanamiento de la casa de la imputada en Recoleta, procedimiento que su abogado facilitó a través de la entrega de las llaves del domicilio.

Esta causa se inició a partir de una denuncia realizada por el publicista Enrique «Pepe» Albistur, adjudicatario de carteles en la vía pública, por la posible comisión de los delitos de hurto y defraudación de parte de quien hubiere colocado sobre ellos carteles difamatorios contra la Vicepresidenta.

La imputada había presentado la noche del martes un escrito para ponerse a disposición de la Justicia: «A fin de eliminar cualquier posibilidad de riesgo procesal (posible fuga o entorpecimiento de la investigación) insisto en mi plena colaboración y concurrencia cada vez que sea citada», sostuvo.

Durante la tarde del jueves también presentó abogados defensores en el expediente Francisco Serrano, el empleado de la imprenta Viagraphic de Lanús que está sindicado como quien estuvo a cargo de la confección de los carteles.

Se espera que Serrano declare viernes en la investigación que tramita, por cuerda paralela, ante la Justicia de la Ciudad de Buenos Aires, donde había sido citado para el martes pero pidió una prórroga de 48 horas.

La supuesta participación de Serrano en la confección de los afiches fue señalada ante la Justicia porteña por Christian y Darío Méndez (vinculados al pegado de los carteles) y ante la Justicia nacional por el dueño de la imprenta Viagraphic, que lo señaló como un empleado de jerarquía que hizo el trabajo por su cuenta.

Se espera que Serrano, en caso de estar dispuesto a colaborar con alguna de las investigaciones, aporte el dato que aún falta: ¿Quién encargó los afiches?





Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.